aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800



 
Hacia una mejor cultura de protección de la propiedad industrial en México
27-agosto-2013
Ir a la portada del BlogComentarios: 1 Lecturas: 26998 Ir a los comentarios

 
 
Credito: Imagen tomada de internet
Por Jesús González y Manuel Quezada (Cimav)*

En México hay un rezago importante en materia de patentes: mientras en Estados Unidos se registran 490 mil solicitudes de patentes al año, en nuestro país, el Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial (IMPI) recibe 15 mil solicitudes, de las cuales sólo 400 son de mexicanos y el resto son promovidas por instituciones y empresas transnacionales que deciden proteger aquí su conocimiento y el resultado de sus investigaciones. Es claro que si no se tiene la cultura de patentamiento y no sabemos cómo proteger el conocimiento, nunca podremos ser un país que base su desarrollo en tecnología.

En ese sentido, veamos las siguientes cifras: en 1970, Corea del Sur, España, Brasil y México tenían el mismo ingreso per cápita, aproximadamente 7,000 dólares por año, pero hoy los coreanos tienen cuatro veces esta cifra, los españoles tres, y los brasileños 1.5 veces más, en promedio, que nosotros.

En particular, la diferencia respecto a Corea del Sur se explica a que esta nación fincó su desarrollo económico en el conocimiento: le apostó a la ciencia y tecnología, creando políticas públicas e infraestructura necesarias para su desarrollo; envió a cientos de miles de estudiantes a países avanzados, en particular a Estados Unidos, para formar doctores y maestros en ciencias y tecnología; estos científicos, en una buena parte, regresaron con una formación orientada a las vocaciones industriales. En la actualidad, mientras que en Corea del Sur hay 15 investigadores por cada 10 mil habitantes, en México dicha proporción es 15 veces menor. De 1970 a la fecha, esa nación desarrolló el conocimiento y las patentes que les han permitido incursionar en los mercados mundiales de alta tecnología.

En cambio, en México no se hicieron las políticas públicas que favorecieran la innovación; a mediados del siglo XX hubo una economía muy cerrada, que únicamente importaba y adoptaba tecnología; si bien, la misma se abrió con el Tratado de Libre Comercio, careció del ecosistema necesario para la innovación lo que impidió competir con países más adelantados. Ahora hay un esfuerzo e indicación clara del presidente de la República, Enrique Peña Nieto, de apostarle al conocimiento y generar patentes en todo el país.

Una patente es el privilegio que concede el Estado a una persona física o moral para producir o utilizar en forma exclusiva y durante 20 años una invención (producto o proceso) que haya sido desarrollado por esa persona o por una institución.

Para promover esa cultura, a partir de abril de 2013 se constituyeron ocho centros regionales de patentamiento en el país, y el Centro de Investigación en Materiales Avanzados (Cimav) es responsable de la Oficina Regional Centro Norte, cuyo compromiso es proporcionar servicios y promover la aplicación de patentes en los estados del norte y centro de México.

En mayo pasado, a iniciativa de la Secretaría de Economía del Estado, el Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial, el Gobierno de Chihuahua (a través de la Secretaría Estatal de Economía) y el Cimav firmaron un convenio de colaboración con la finalidad de emprender programas que fomenten la cultura en materia de propiedad industrial en la entidad, así como diseñar e instrumentar iniciativas que permitan el intercambio de conocimientos y experiencias en esa materia; el gobierno estatal creará un fideicomiso que aportará financiamiento, personal e infraestructura para impulsar esa cultura.

El Cimav es la institución líder per cápita de investigadores en generación de patentes en todo México; de enero de 2005 a la fecha registró 75 solicitudes y tiene 22 patentes otorgadas, de las cuales, 25 por ciento son en el área de la nanotecnología; de hecho, 30 por ciento de todos los registros en esa materia ante el IMPI pertenecen al Cimav. El resto de las patentes cubren las áreas de nuevos materiales, catálisis, procesos industriales, biotecnología, equipos industriales, energía renovable, química y sensores (la lista de patentes obtenidas, tanto en México como en Estados Unidos, y en trámite se puede ver aquí).

Las instituciones que más patentan en el país son el Instituto Tecnológico Superior de Monterrey (ITESM), el Centro de Investigación y de Estudios Avanzados del Instituto Politécnico Nacional (Cinvestav-IPN), la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), el Instituto Mexicano del Petróleo (IMP) y el Cimav. Lo que distingue a nuestro centro es que tan sólo requiere de cinco investigadores para generar una patente por año; en cambio, las instituciones mencionadas requieren de muchos más; Cimav tiene personal que vigila permanentemente las actividades de los científicos con el fin de detectar oportunidades de patentar.

Con la infraestructura creada por Cimav, a través del Centro de Patentamiento, es posible apoyar a los diferentes sectores de la sociedad para proteger con una patente el conocimiento generado, no sólo desde el estudio del arte en el tema, sino también mediante acompañamiento a través de todo el proceso administrativo ante el IMPI con el fin que rápidamente pueda aplicar y registrar su propuesta. Para ello, se cuenta con una base de datos de patentes y marcas de Estados Unidos y de la Unión Europea, por lo que se puede informar con anticipación si un proyecto realmente es innovador.

Falta mucha cultura de protección de la propiedad industrial, y no es porque no se desarrolle investigación de frontera; lo que pasa es que mucha de la misma no genera valor de mercado por no haber sido protegida con una patente; ello sucede debido a que una vez que el resultado de una investigación es del conocimiento público, sea a través de un artículo o una conferencia, éste ya no se puede patentar, con lo que se pierde esa oportunidad. Cimav se invierte esa dinámica: una vez que un nuevo conocimiento se somete a un proceso de patentamiento, se puede dar a conocer.

En unos cinco años más Chihuahua podrá ser la punta de lanza en Mexico en materia de patentamiento, en la medida que se están generando todas las iniciativas necesarias para tal fin.

* El Dr. Jesús González Hernández es director general y el Lic. Manuel Quezada Barrón es colaborador externo de la Coordinación de Comunicación, ambos del Centro de Investigación en Materiales Avanzados (Cimav), ubicado en Chihuahua, Chihuahua. Mayor información con Mayra Domínguez Delgado, coordinadora de Comunicación Interna y Difusión.

***

Para más información de las actividades que desarrolla el Sistema de Centros Públicos de Investigación Conacyt, consulte las páginas México CyT y Emisión Revista México CyT; asimismo, le invitamos a escuchar la sección del blog "Con-Ciencia" en el programa "Radio 110 grados, El cuadrante científico", que se transmite cada lunes a las 14 horas (tiempo del centro).

El blog Con-Ciencia está en facebook y en twitter. ¡Síganos!

Nota del editor
El Centro de Investigación en Materiales Avanzados (Cimav) ha publicado también en el blog "Con-Ciencia" el siguiente artículo:

  • Collins Martínez, Virgina Hilodina (Cimav). Fotocatálisis y sus aplicaciones. 21 de agosto de 2012.
  • Participa envía tus comentariosIr a la portada del Blog
    INSTRUCCIONES: Selecciona el texto deseado y dá click en el botón correspondiente para formatearlo. Para visualizar tu comentario click Aqui
    Imagen: * Nombre: * e-mail:

    * Campos obligatorios para llenar

    Acepto las políticas de privacidad
     


     

    Es importante la cultura de patentamiento, pero si la patente no cristaliza en empresas, patentar es inutil. hayq ue recordar que para pedir la patente se necesita una fuerte erogación de dinero; si ese dinero no se recupera a partir de procesos económicamente productivos, pedir una patente es inútil. Es decir, necesitamos crear un ambiente de empresas basadas en la inovación; el nuero de patentes es un indicador de la salud de tal industria de innvación.


     Enviado por luis enrique - 27-agosto-2013 a las 16:40 Enviar mail al autor

     
     
    Acerca del autor
     
    Sistema de Centros Públicos de Investigación Conacyt

    Este es un blog del Sistema de Centros Públicos de Investigación Conacyt que tiene el objetivo de dar información relevante de ciencias sociales, ciencias naturales y tecnología; el conocimiento científico y tecnológico creado busca contribuir a la solución de problemas de prioridad nacional que incremente la competividad del país e impulsar el bienestar de la sociedad mexicana. Se publica cada martes.

    El Sistema de Centros Públicos de Investigación Conacyt es un conjunto de 27 instituciones distribuidas en todo el país, varias de las cuales tienen más de 30 años de historia, convirtiéndose en generadoras de conocimiento altamente especializado y competitivo a nivel nacional e internacional y es un referente para la toma de decisiones en materia de políticas públicas.

    Editor del blog: Miguel Acosta Valverde.

     
    Escribele  haz click!
     

    Entradas anteriores
     
    ¿Qué hacen los campesinos mayas frente al cambio climático?
     
    El sistema de archivos Babel
     

    Calendario de búsqueda