aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800


 
 
Las tropas militares y sus víctimas
24-enero-2012
Ir a la portada del BlogComentarios: 0 Lecturas: 24947 Ir a los comentarios

 
 
La presencia del Ejército en las calles aumenta la vulnerabilidad de sus ciudadanos

La presencia del Ejército en las calles aumenta la vulnerabilidad de sus ciudadanos; más aún, cuando el Estado no está dispuesto a apegarse a una práctica que proteja y garantice los derechos humanos. Uno de los indicadores más importantes de esto es el asesinato de civiles por miembros de las fuerzas militares, sin que haya un protocolo de uso de la fuerza ante supuestos enfrentamientos con miembros de la delincuencia organizada. Cabe señalar que siempre se pretende justificar estas muertes como resultado del embate del que son víctimas los soldados; sin embargo, las muertes van en aumento y no se puede seguir permitiendo que el Estado responda desde la venganza, pues entonces nos veremos cada vez más en una cultura de la muerte y la impunidad.

La Jornada publicó el día 20 de diciembre que el vocero de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), General Ricardo Trevilla Trejo, informó que “En los cinco años de la estrategia de combate a la delincuencia organizada, 2 mil 268 personas vinculadas con bandas criminales han muerto en enfrentamientos con el Ejército” y 1,228 han sucedido en este año. Según este informe, en un solo año se duplicó el número de asesinatos cometidos en los cuatro años pasados.

Esta declaración respondió al informe que presentó la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), el cual señala a la Sedena como la institución que más quejas acumuló durante el año de 2011: mil 626 quejas en su contra. La defensa argumental de la Sedena afirma en un boletín de prensa que “a pesar de que se han presentado 5,962 quejas ante la C.N.D.H. (de diciembre de 2006 a diciembre de 2011) en contra de esta Secretaría, solamente 92 casos han sido concluidos por dicho organismo con recomendaciones a esta Dependencia; lo que significa que únicamente el 1.54 % de la totalidad de las quejas han concluido en recomendación. De igual forma, es importante resaltar que el 86.29 % de las quejas ya han sido concluidas por la referida Comisión, encontrándose en trámite en tiempo y forma el 13.70% del total de quejas”[1].

Los datos buscan indicar que el 98.46% de las quejas ante la CNDH están equivocadas; sin embargo, como se señaló en el documento “Diez mitos para justificar una Estrategia Equivocada frente a la violencia”, lo que realmente se muestra es la incapacidad del Estado para reconocer y corregir las violaciones a los derechos humanos; parte de esta política consiste en que la CNDH muestre estos resultados insatisfactorios para las víctimas del Ejército.

Además, hay una diferencia significativa en el número de personas muertas contabilizadas, pues el día 20 de diciembre el vocero afirmaba que 2,268 personas habían sido asesinadas por el Ejército y el 27 de diciembre, es decir, sólo una semana después, este número creció hasta 2,321, es decir 53 personas más. Esto demuestra que otro problema común es la opacidad cotidiana de la información.

A estas cuestiones se agrega la falta de transparencia. El 7 de diciembre de 2011 apareció en el periódico Milenio una nota que afirmaba que, a través de una solicitud de información, habían obtenido la siguiente información: “El Ejército mexicano abatió a 2 mil 165 “civiles agresores” entre 1 de enero al 22 de noviembre pasados, cifra que representa 68 por ciento de los 3 mil 203 fallecidos en enfrentamientos en los cinco años de gobierno de Felipe Calderón”. Si se supone que la información obtenida a través del IFAI y la del vocero del Ejército son oficiales, ¿por qué, entonces se da una diferencia tan significativa del número de muertes registradas?

Es por tanto, necesario que este año 2012 exijamos un alto a estas muertes, que suelen ser minimizadas al llamarlas “colaterales”. Es importante, además, que se instrumenten protocolos adecuados que eviten que estos asesinatos vayan conformando una cultura de muerte e impunidad. Por supuesto, será una tarea continua hacer valer el mandato de la Suprema Corte de Justicia de la Nación en el sentido de que los abusos militares sean juzgados en cortes civiles.

[1] Comunicado de prensa de la SEDENA del 27 de diciembre de 2011, disponible en: http://www.sedena.gob.mx/index.php/sala-de-prensa/comunicados-de-prensa/8242-27-de-diciembre-de-2011-lomas-de-sotelo-df?device=iphone

Participa envía tus comentariosIr a la portada del Blog
INSTRUCCIONES: Selecciona el texto deseado y dá click en el botón correspondiente para formatearlo. Para visualizar tu comentario click Aqui
Imagen: * Nombre: * e-mail:

* Campos obligatorios para llenar

Acepto las políticas de privacidad
 


 
 
Acerca del autor
 
Centro Prodh

En el Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro Juárez (Centro Prodh) nos dedicamos a la defensa y promoción de los derechos humanos. Nuestra trayectoria se caracteriza por haber estado presentes en momentos decisivos para el impulso a algunos cambios que permitieron avanzar hacia la protección de estos derechos, especialmente en favor de los sectores más excluidos de la sociedad.

Al asumir la defensa jurídica en casos de violaciones a derechos humanos buscamos hacer visibles los aspectos de la vida pública que deben ser mejorados a fin de garantizar la dignidad de todas las personas. Hacer estos cambios y mejorar los procesos institucionales es la razón de ser del Estado. Nosotros hacemos uso de herramientas jurídicas, educativas y de comunicación, tanto a nivel nacional como internacional para favorecer procesos en favor de la progresividad de los derechos para todas las personas.

Nos dedicamos a una tarea difícil porque implica enfrentarnos a diversos intereses o luchar porque el Estado asuma su responsabilidad en áreas que no considera prioritarias. Sin embargo nos anima la esperanza de las personas que a pesar de haber sido violentadas en su dignidad mantienen firme su exigencia de que los derechos humanos sean una realidad no solo en su propia vida sino en la de todas las personas.

Parafraseando al poeta Miguel Hernández creemos que los derechos humanos son ese rayo que ni cesa ni se agota: de sí mismo toma su procedencia para luchar por la dignidad de todas las personas.

 
Escribele  haz click!
 

Entradas anteriores
 
Diego Lucero: 40 años de su ejecución extrajudicial
 
Violento desalojo del INM contra guatemaltecos desplazados
 
En el Año 2012, seguimos exigiendo justicia
 
Gracias, y Felices Fiestas
 
Nuevo operativo por Supervía: opaco y por la madrugada
 
Hostigamiento a Greenpeace: ¿Confrontación entre actores civiles o cortina de humo?
 
Rafael Moreno Villa: Amigo de los pobres en El Salvador
 
La violencia que transita. Apuntes para una nueva política migratoria
 
Las víctimas de la estrategia mortal
 
Engaño y despojo a las víctimas en Tabasco
 

Calendario de búsqueda