aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800


 
Tomemos los tejados II
14-junio-2010
Ir a la portada del BlogComentarios: 22 Lecturas: 1932608 Ir a los comentarios

 
 
Magritte
El paraíso sobre los tejados...

Cesare Pavese.

“Será un día tranquilo, de luz fría/como el sol que nace o muere, y el cristal/cerrará el aire sucio fuera del cielo.

Se nos despierta una mañana, una vez para siempre, /en la tibieza del último sueño: la sombra será como la tibieza. Llenará la estancia, /por la gran ventana, un cielo más grande.

Desde la escalera, subida una vez para siempre, /no llegarán voces, ni rostros muertos.

No será necesario dejar el lecho. /Sólo el alba entrará en la estancia vacía. /Bastará la ventana para vestir cada cosa/con una tranquila claridad, casi una luz. /Se posará una sombra descarnada sobre el rostro sumergido. Será los recuerdos como grumos de sombra/aplastados como las viejas brasas en el camino. El recuerdo será la llama/que todavía ayer mordía en los ojos apagados”.


TEJADOS/AZOTEAS COMO ESPACIOS GEOGRÁFICOS Y/0 INTERIORES

LOS FANTASMAS

“¡Fantasmita! Pero qué elegante oye tú ¿es un traje de mago?”. “Ajá”. “¿Y salen conejos de tu sombrero de copa y tu bastón florece, y levitas si te concentras?”. “Sí me sucede levitar por concentración o por exceso de desconcentraciones. En público porque es un oficio y en privado, porque a todos nos pasa. Pero hoy tus comentarios entusiastas me parecen sudorosamente estereotipados. Me cansan. Ando de humor empecinado". "Discúlpame...pero perdóname Fantasmita ¿andamos chiboludos?". "Yo ando chiboludo. Evítame tu plural fusional. Cuando ando chiboludo desconfío hasta el alarido de las fusiones. Los magos hacen magia, todos suponemos que lo sabemos. ¿A alguien se le ocurre preguntarle a cada mago individual y singular quién demonios es, ha sido, quien le gustaría ser? No. Me visto de mago, trabajo haciendo magias, heme aquí encajonado y etiquetado. R.I.P. a la curiosidad de desentrañar las entrañas del Mago. ¿Cómo para qué? Si con etiquetarlo basta.”

“Andas rijosito Fantasma”. “No. Triste. Pero de una tristeza esperanzada, es difícil de explicar. Una tristeza que no es tristeza, sino empecinamiento”. “¿Y en qué te empecinas Fantasma?”. “En la necesidad de imaginar, trabajar, elaborar, intentar con todas mis/nuestras fuerzas, una sensibilidad de agujita y una inteligencia ídem. Todas/os la traemos dentro. ¿Por qué no vamos por ellas? ¿Cómo huir de los estereotipos, los reduccionismos, las iras ciegas, las envidias, las rivalidades, las vanidades, el resentimiento, la prisa de entender que no permite entender mucho, la dolorosa necesidad de ese imaginario de ‘ganarla’ ante/ contra el/la otro/a, cuando sumando las retorcidas e infinitesimales ‘ganancias’ a ultranza... perdemos todos? En resumen: ¿cómo huir de las trampas del prejuicio que provocan sordera y ceguera y además terminan inexorablemente revirtiéndosenos? Cómo concentrarnos en lo que sí importa y puede llevarnos a los cambios individuales y sociales: escuchar, intentar entender, intentar estudiar y analizar, dotarnos de herramientas para aprehender. No de cimitarras, no de trituradoras, sino de agujitas que se conviertan en creatividad y en acciones que construyan”. “¿Esa es la sensibilidad/inteligencia de agujita?”

“Algo así, tenemos que elaborar juntos bastante más”. “Pero creo que en un principio inventar los tejados de nuestros deseos pasa por analizar un punto oscuro”. “¿Cuál sería?” “Descalificar y negar son actividades extraordinariamente fáciles. El que descalifica elige la sordera, se inventa magnificencias, se justifica a través de una imaginaria superioridad: moral, de clase (en una dirección o en la otra) de formación, de militancia política, religiosa, racial, sexual y todo lo demás. Hay ‘códigos postales honorables’, colores de piel ‘honorables’. ¿Ah? La metáfora de los ‘haberes y los teneres’. (En una dirección o en la otra) Y quién descalifica no piensa que a fin de cuentas se permite ejercer el oficio más antiguo y facilón de este mundo.

No está pensando que todos y cada una/o somos susceptibles de ser negados y descalificados en dos patadas. No hay mérito alguno en negar al otro. ¿Y por qué lo negaríamos? ¿Qué ganamos con negarlo? Y ¿Cómo construiríamos si la rivalidad supera a la cooperación?” “No lo sé Fantasma. ¿Cómo? Estas semanas he estado pensando justo en eso. Esa escena del Señor Gordon en ‘Muerte en la Rúa Augusta’, de Tedi López Mills: ‘El hielo esconde cualquier detalle visible’ y ‘las personas se van perdiendo en la escarcha’.

Pero ¿qué son y de dónde vienen el ‘hielo’ y ‘la escarcha’?. Nos perdemos a nosotros mismos en esa escarcha, perdemos nuestra posibilidad de escuchar a los demás ‘en la escarcha’”. “Sí. Primer punto: descifrar la naturaleza artera del hielo y de la escarcha’. ¿Cuál sería nuestra escarcha particular? ¿Y nuestro hielo?”. “En términos generales podríamos considerar de cerca y con lupa a la rivalidad y la envidia. Por algún lado es necesario comenzar. Par de arpías. Cualquiera que intente ser su justificación y/ o el pretexto que las genere y las sostenga”. “La rivalidad y la envidia arpías, rara vez dicen su nombre”. “Sí, rara vez . Lo que no evita sus presencias tan presentes. Allí están, astutas y devorantes, con su increíble talento para cegar y ensordecer. Dañando tan rudamente a quien las aloja”.

"Envidiamos 'protegidos' por una indecible cantidad de discursos de lo más 'razonables'". "Eso vamos a pretender cada vez, cuando nos de por pretenderlo. Pero lo sabemos. Ese veneno siniestro. Si lo trabajamos lo reconocemos. “¿Alguien es descalificable y ‘merece’ que le suceda una desgracia porque vive en una colonia de ingreso modesto? ¿Alguien es descalificable y merece que le suceda una desgracia porque vive en una colonia de ingreso holgado? ¿Alguien es descalificable porque es moreno/a? ¿Alguien es descalificable porque es güera/o? ¿Por qué es católico, judío, Testigo de Jehová?”.

“Sí, estereotipamos. Encajonamos. Guillotinamos”. “¿Acaso el problema no está en otro lado?” “¿En dónde?”. “En nuestra incapacidad de sumar nuestras diferencias para construir y construirnos…no construimos guillotinando a los que son diferentes, sino sabiendo responder en lo individual y lo colectivo, a quienes en la realidad son dañinos. Construimos analizando, reflexionando, proponiendo

”. “Los poderosos abusivos cuentan además con que nos odiemos entre nosotros. Los poderosos abusivos de la realidad y los que traemos introyectados desde la infancia (los que me ponen a mí contra mí, adentro mío).¿Quiénes somos nosotros? ¿Y quiénes son en la realidad, los poderososo abusivos? adentro nuestro, en la familia. En la cuadra, en la colonia. Los círculos concéntricos. La descalificación, es el pivote de la olla exprés. Habrá quien desée que la sobrecarga de intensidad en la olla salga de a poquitos y desordenadamente, para que la olla no estalle, ni se organice. En lo íntimo y en lo público.

Pero seguramente entre el estallido y la represión de una olla asfixiada por su propia incontrolable fuerza (soltando bofetones furiosos y a fin de cuentas domesticados, de a poquitos, y bien magnánimamente previstos.¿Quiénes los promueven los bofetones calculados? ¿Y por qué los promueven?), hay términos medios, más eficaces, rotundos y creativos”. “Sí, debe de haberlos. Y el pivote de la olla exprés es la insatisfacción continua. El dolor que da vueltas en círculos, como el gato que se muerde la cola”. “¿Se puede elegir?”. “No lo sabemos en cada caso. Pero es probable que sí, que podamos elegir. Elemental táctica de dominación: dividir. Hacernos gastar nuestra pólvora en 'infiernitos'”.

“Una amiga le dijo a la otra que siempre la había odiado”. “Sí, se lo dijo”. “Desde chiquitas”. “Parece que sí la odiaba desde chiquitas. Pero la necesitaba. Sabía que su amiga la quería. Muchísimo. Y además era un espejo conveniente. Ubicada (creía la otra) en el lugar conveniente. Quizá su odio no lo tenía tan claro. Qué sé yo. Las mujeres y los espejos”.

“¿Por qué la odiaba?”. “Porque suponía que su amiga tenía ‘eso’ que ella quería tener”. “¿Qué es’ eso’?”. “En la realidad lo más imposible de definir. ‘Eso’, es el objeto imaginario que una persona tiene o se supone que tiene y que la otra quiere o se supone que quiere. Y allí se crea la 'insalvable ruptura. Absurda. Podrían haberse acompañado toda la vida.”"¿Quién las separó?". "Sus dictadores imaginarios, creo. Las separaron. Las vencieron. ¿Alguien salió beneficiado?". "Nadie. Es una pena, de la fragmentación decretada por los tiranos que aceptamos, no salen beneficiados más que los imaginarios vacíos, y los tiranos de la realidad que aceptamos".

“Pero parece que esa amiga ‘supuesta a tener’ había pasado por una época de túneles complicados”. “Sí, la había pasado. Una época de muchas pérdidas. Pero a los ojos de aquella que la suponía ‘tenedora’, la otra ‘ganaba’ hasta cuando perdía. Se le explicó: tú te caes y siempre te levantas”, entonces, no había manera de ser empática cuando la amiga se cayera hasta las alcantarillas, puesto que la muy mal educada e incómoda iba a tener la inmensa osadía de levantarse algún día. Puesto que ‘tenía’ ese quién sabe qué, que la otra suponía que tenía. Y entonces se puede ser cruel, implacable ¿sabes? Con los imaginarios ‘tenedores’”. “¿Cuál habría sido la alternativa si la odiada no se levantaba?”. “Es una buena pregunta. Sublime, es más”. “Tengo ganas de reírme de risa nerviosa”. “Yo también. Es tragicómico.

Lo implacables que los seres humanos podemos ser, cuando suponemos que el otro ‘tiene de más’. ¿Qué? ¿Exactamente qué? ¿Y qué podría significar ‘de más’?”. “Y allí nos inundan la escarcha y el hielo del señor Gordon”. “Sí, y nos perdemos del cielo límpido, y de los tejados libres, y de la empatía. Y de la búsqueda concienzuda y humilde de las pequeñas verdades que podrían liberarnos”.

“¿De más?”. “Ajá. Se aplica al tema que la persona resentido/dolida en cuestión requiera: ‘de más’ porque el/la otra/o está contenta/o, porque es una persona que ama y es amada, porque su pareja camina juntitos, porque sus hijas/os están bien, porque cocina rico, porque ahí la lleva con la alacena hasta el fin de mes, porque le intelige a los números o a la astrología, porque se compró un carrito, porque encontró la paz en sus clases de yoga. Porque se toma la molestia de trabajar y/o estudiar continuamente, porque es guapo/a. Porque es moreno/o, porque es güera/o. Qué sé yo. Por lo que sea. La envidia y el resentimiento son el gato que se muerde la cola. Por lo que sea.”

“Pero están las palabras de Diana Fuentes (blog anterior) cuando habla de su ‘profesor’”. “Sí. Más fuerte que todo si así lo elegimos. Están los actos y las palabras de la esperanza. Nuestra capacidad de analizar la vida. Sin conformarnos. Sin conformarnos con sentirnos superiores con cualquier tema, con cualquier mínimo esfuerzo, con cualquier escaloncito. Sin conformarnos con pensar que ‘los otros’ son mensos y entonces nos sentimos listillos sin mayor esfuerzo, y’ los otros’ son deshonestos y entonces nos sentimos honestos en automático (sin cuestionarnos lo que hacemos), ‘los otros’ viven en el error y entonces somos iluminados. Imaginarios. Nos malbaratamos en esos imaginarios”. “¿Todos?”. “Nunca es ‘todo’ ni ‘todos’. “¿Corremos el riesgo? Sí, creo que ‘todos’ corremos el riesgo”.

Voy a buscar música para los compañeros del tranvía Fantasmita. ¿Dices que te sucede levitar en privado? ¿Me enseñas? En la azotea. Tengo que regar mis buganvilias. Y hazme un acto de magia. Uno solo”."¿Cuál?". "Ayúdame. Ayudémonos a intentar escuchar sin prejuicios. Aún cuando sea imaginariamente 'a costa nuestra'. Aún cuando nos duela. Sin resentimientos, sin odios ciegos. Con el mínimo posible de escarcha y de hielo".

PALABRAS DE LOS TRANVIARIOS. TOMEMOS LOS TEJADOS.

ANA ISABEL:

“Me gusta la lamparita y saber que la tienes. Y para el manifiesto: Resulta necesario que todas las noches vayamos a nuestros tejados a bañarnos de amor y de luna. Amor nada más.”

LUNARIA:

“Me encanta la idea de subir al tejado y ponerle nombre a los deseos, a las ilusiones. Me da mucho gusto que el amor haya invadido tu casa y que tu hijo sonría y sea feliz, eso contagia a todos. …(que) los fantasmas se vayan, son tenaces y se niegan a abandonarnos, pero haciéndoles frente con mucha entereza, terminan por cansarse, podrán volver, pero nunca con la misma energía de cuando los hemos albergado en silencio. Al principio cuando se les desenmascara, parece que hacen estropicios por todos lados, pero son solo reajustes y acomodos…”

MENOSPAUSAS:

“No podrían faltar en él mis Ángeles, mis nichos, mi pirata…y mi Cleofas…… Una pintura de Karen Schaefers...Un jardín con mucha paz…Aquí va mi tejado o azotea: me gusta más el nombre de tejado……tengo un lugar especial, intocable, ahora no lo frecuento tanto cómo antes, pero en momentos de mi vida encontré la paz, hable con mis fantasmas, vi mis fisuras. Es un lugar al aire libre, un hermoso lugar en mi ciudad, en la calle más bonita del pueblo, frente a una presa, con casas antiquísimas. Ahí me iba yo a pensar, a llorar, mientras fumaba mi cigarro y pensaba en las fisuras, en los fantasmas, ahí también me dijeron ‘no me caso’, ahí me dieron un pésame, ahí me dieron besos inolvidables…y otros olvidados. Sí regreso de vez en cuando, escapó a mi presa con árboles y las casas con tejados hermosos. Ahí llevó mis ángeles, mis amigos, mis amores…todo lo llevo conmigo.”

PAKETEIRO:

“He querido hacer un ‘remanso de tranquilidad’ en la azotea, con plantas, un telescopio, cómodas sillas de playa, etc. y ahí observar el cielo, las nubes, las estrellas, la luna, en fin, la grandeza del universo acompañados por un buen vino o un aromático café. He tenido una mala racha y se quedó en el inicio, pero en cuanto salga, lo retomar酔

LESTAT:

“Confieso que yo padecía del tal desdén, subía por obligación, digamos limpieza del área; después porque me proporcionaba una ruta alterna de salida del hogar, ingenuamente secreta…el ascender a tal lugar proporciona una perspectiva interesante de las cosas, y en muchas ocasiones una vista bastante agradable; en lo personal me enseñó que un jardín no es tan pequeño viéndolo desde tal punto, así como la hermosura de lo que se protege por las bardas que lo rodean.

La vista que proporciona de nuestro alrededor puede ser muy buena… en varias azoteas de edificios he podido disfrutar desde fuegos artificiales; de los adornos presentes en una temporada y por supuesto de la noche, que en estas épocas de verano resulta majestuosa, de hecho, el año pasado durante la contingencia por la influenza, con la ciudad limpia fueron un espectáculo bellísimo.

Podríamos mencionar otra “azotea”; la del cuerpo humano digamos, más que azotea es un ático; pero un lugar al que poco accedemos conscientemente; muchas de las funciones ocurren en automático, como están programadas, y si “subimos” a la “azotea” es porque necesitamos de algún recuerdo.

¿Por qué no subir entonces a la azotea simplemente a recordar? Sin necesidad alguna y por el gusto propio, al siguiente piso, al que sigue del pensamiento. . . .Lo hacemos inconscientemente y prueba de ello son los muchos suspiros que bajan junto con los recuerdos, aquellos que fueron provocados por el aroma de un guiso, alguna imagen del paisaje urbano, o por la memoria física del cuerpo. . . .La tercera arista que veo es la de los fantasmas; muchos tienen forma y nombre en mi caso, rara vez son aquellos seres blancuzcos y transparentes de las películas.

Ciertamente no llegan con linternas, sino con su presencia y actos; 'Valso' aún ronda por tales parajes, buscando la continuidad de su historia, más allá del parecido entre Humprey y Clark, sabe que tiene vida y rasgos propios. No me reclama el no tenerlos, sino que me invita a continuar con aquello que con el inicio, a seguir la historia y entregarla a la imaginación colectiva, donde crecerá y podrá seguir otros pasos. También está mi abuela, mi querida Doña Elena, que aparece en muchos y diversos momentos, desde aquellos brazos que gustosos me recibían al fin de semana, como en los momentos de derrota, en los que siento el golpe en el trasero y escucho sus palabras de “¿ya lloraste? ¿Ya lamiste tus heridas? Pues a darle que en ese estado no vas a cambiar las cosas…”

TAREK AG.

“Apuré a quitar los tendederos, barrí con prisa el piso, una botella de pinol para sacar el rancio olor del piso, apuré a acomodar macetas, puse la mesa y finos manteles sobre esta, apuré a enfriar los vinos, apuré al restaurancito de la francesa a tener la cena a tiempo, apuré poner velas sobre el candelabro de fina madera, apuré a todo mundo y apurado me encontraba... Apurado por el romance, apurado por las caricias, apurado por la pasión sobre una cama y sí las inhibiciones no importaban, esa noche la pasión sería en la azotea, bajo el tejado, entre el cielo y la tierra, entre asfixiantes olores de nardos, de rosas, camelias y de su enloquecedora fragancia... Esa noche la azotea con su tejado tenía de invitado a Eros y a nosotros, solo con la luz de las velas y la pasión desenfrenada de las almas que se aman. El sindicato de románticos del tejado, anexos, conexos, y demás rollos, esa noche afiliaban un nuevo miembro...Yo.”

IRMA:

“Y si nos subimos al tejado para olvidar a los fantasmas, ¿no valdría más dejar la lamparita?... y no es huir... es tejer otra historia, reparar la fisuras... ¿Te conté que se fue mi hermano?..Yo subo al tejado para platicar con él...lo siento, dice que está bien, sonríe, transmite paz, otras pérdidas del año pasado ahí se quedaron donde quisieron quedarse, pero de esta no me puedo reponer del todo, hace mucha falta”

DITA:

“Mi tejado imaginario está muy iluminado por la luna y las estrellas en ocasiones a falta de ellas hay miles de globos de cantoya que iluminan mi cielo, hoy celebro en mi tejado estar de nuevo aquí con los tranviarios y platicar de mis fantasmas que se cuelan por las fisuras en el techo que sostiene el tejado. Este fin de semana también vino a visitarme un fantasma recurrente, el miedo al futuro de los hijos, a las decisiones que puedan tomar y que no nos escuchen y no entiendan que solo queremos protegernos, afortunadamente coincidió que estaba mi familia que me cobijo con un abrazo de amor que me dio fortaleza para seguir pa'lante en la vida. Y luego aconteció que por razones inexplicables, mi hija regreso al cobijo materno y al amor de este hogar, pero trajo con ella miles de fantasmas que espero las lamparitas logren espantarlos.”

MALENA:

“Le agrego a las armas que propone Lennon, tortas de bacalao navideñas que prepara su mamá o cuñada o quien sea que las prepara en su familia”.

“Hablas del regalo que la chica hace al ver a un hijo enamorado de ella. Suena lindo, nunca lo había pensado. Sé que mi suegra no está ni siquiera un poco agradecida de ver a su hijo enamorado de mí, es más está muy enojada. Después de más de 11 años, ya debería de hacerse a la idea. ¿Será que yo me sienta agradecida? ¿O que mis celos de mama egoísta me quiten ese privilegio? mis niños son pequeños aun, tengo mucho tiempo para contestar esta interrogante. Sé que soy feliz cuando ríen, cuando los veo gozar, espero que esa felicidad se reproduzca cuando a sus vidas llegue una mujer que comparta sus corazones conmigo, y que yo pueda amar a esa mujer, por el solo hecho de que ame a mi retoño. Así sea…”

LENNON

Los ciudadanos de este país, en pleno uso de nuestras facultades pocas o muchas, proclamamos el siguiente: MANIFIESTO PARA LA TOMA PACÍFICA DE LAS AZOTEAS REALES O IMAGINARIAS. Considerando que nuestros espacios públicos han sido expropiados por el miedo y que nuestros espacios privados han sido acotados por la vana y banal cultura masiva, que nos obliga a la cursilería o al drama, Declaramos a las AZOTEAS reales y/o imaginarias, territorios liberados y habitables por cualquier fantasma con lamparita, por cualquier parejita enamorada, por cualquier pacheco humeante, por cualquier mujer añorante, por cualquier hombre abandonado y soñador, por cualquier principiante de astrónomo, por cualquier poeta con la musa perdida, por cualquier político en reversa, por cualquier contador de estrellas, por cualquier aireador de penas, por cualquier complotero ingenuo y pacífico, por cualquier tranviario extraviado y por cualquier bloguero desconectado.

Nos comprometemos a empuñar nuestras armas de defensa, en cuanto veamos amenazadas nuestras azoteas reales y/o imaginarias, consistentes en un puñado de poemas, toda la plástica que quepa en un vagón, cuatro peras-mantequilla, la música de los 60 y 70 (excepto Palito Ortega), todo Bach, una taza de café, un sillón-mecedora tlacotalpeño, una perla, tres alebrijes, un plato de mole poblano, una guayabera yucateca y las fotos de mis nietas”.

LILIANA:

“Desde niña me ha fascinado ver el cielo... me transporto no sé a dónde, me ''pierdo'', pero me gusta observarlo acostada, así lo aprecio en toda su inmensidad, me atrapa, creo que hasta siento que me elevo, mi tejado, más bien mi azotea, era mi escape tal vez porque ansiaba ése momento de evasión, ésos momentos eran sólo míos, aunque a veces me los respetaban y a veces no porque tenía que incorporarme a las actividades familiares y eso interrumpía mi éxtasis.

Creo que alguna vez les platiqué que me gustaba ver las estrellas en la terraza de mi casa porque para mí era huir de mi realidad y transportarme a un mundo fantástico paralelo a lo que era mi vida, yo lo necesitaba, era un premio que yo me daba (todo esto lo comprendo ahora que soy adulta).

Recuerdo que en los momentos que estaba acostada viendo el cielo, armaba historias fantásticas (tiendo a armar historias hasta la fecha), en donde yo era una niña mimada y consentida (muy lejos de la realidad) y hasta me lo creía hasta que mi madre con sus gritos de que fuera a cenar, me despertaba a la cruda realidad.

Ya de adulta, salgo a la terraza y no me atrevo a acostarme a ver el cielo y las estrellas…al perder mi niñez, perdí ése privilegio que tanto extraño, he tratado de compensar con otras cosas, por ejemplo, me encanta salir empijamada a mi balcón a tomarme la primera taza de café…Soy feliz así, entre mi mundo real e imaginario, pero de aquí en adelante le voy agregar una lamparita, necesito su luz porque a veces hasta mi mundo de fantasía se obscurece. Ahorita estoy viendo las estrellas... estoy formando figuritas... me siento en el cielo... creo que estoy ahí.”

CONTRALUZ:

“La cima de una montaña, un tejado, una azotea… el mismísimo último piso que nos acerca más al cielo…. ¿Por qué será que el estar cerca del cielo nos ayuda a reflexionar, a encarar algunos fantasmas del pasado y a inventarnos otros tantos del futuro? tal y como sucede en la obra de Charles Dickens: ‘A Christmas Carol’ ¿será que nuestros fantasmas del futuro son resultado de los del pasado?

Posiblemente sea así, posiblemente somos los mismos protagonistas toda la vida y simplemente la historia pueda o no variar dependiendo que tratamiento”’ les demos a nuestros queridos fantasmas del pasado, a nuestros recuerdos, a nuestra añoranza o a esos seres que bien has descrito como fantasmas ‘punzocortantes’ pues lo que traen consigo es miedo, dolor, cobardía… ¿Qué es esa lamparita con la que espantamos a nuestros fantasmas? ¿Será nuestro presente acaso? ¿Nuestros sueños y nuestros más secretos deseos?

Mi último piso como el de todos se compone de sueños, de recuerdos, de un poco de nostalgia y mucha risa, porque vayan a saber ustedes lo que no he vivido en los últimos pisos. Además, creo en buena manera que a pesar de estar en un edificio de 7 pisos y vivir en el segundo, cuando algo pasa que me acerca al cielo, no hay techo sobre mí que me impida sentir el calor del sol o el resplandor de la luna sobre la vulnerabilidad de mi ser”.

KBK69

“Anoche me acosté sobre el pasto sintético del patio. Tan sólo pensé en el tejado inicialmente, pero quise dejarlo a un lado, y concentrarme en las fisuras del suelo, en las más cercanas, en las más profundas. Observé el cielo, oscuro, lejano, en una noche fría, silenciosa. Bueno, eso de silenciosa, es un decir, pues periódicamente ese silencio se fisuraba con el paso de los aviones. En la recámara exactamente arriba de mí dormía mi pequeña Sofía. Del otro lado, mi esposa, viendo su novela. Yo acá abajo en silencio, tratando que las fisuras del suelo no se hicieran más grandes y más profundas, sí, aquí abajo también me sentí arriba, por momentos... ...Y por momentos sentí que el cielo era el suelo, y yo estaba aplastado contra una bóveda de concreto... ...fue entonces cuando sentí mis problemas de respiración”

GATA EN EL TEJADO:

“Para la toma pacífica de los tejados yo propongo que regresen los tejados Que se vayan las azoteas Que retornen el barro y la tierra Que las casas vuelvan a teñir de rojo su cabellera. Para la toma pacífica de los tejados yo propongo que olvidemos por un momento que somos ciudadanos habitantes de ciudades con derechos políticos con diferencias con reclamos con heridas con dolores Para la toma pacífica de los tejados yo propongo que nos convirtamos todos en gatos y en gatas Y que aprendamos de ellos: de su ligereza para moverse por las tejas Los gatos y las gatas limpian su cuerpo con la lengua. Aprendamos: retornemos, como tú, a las palabras. No más balas, no más ruido. Respiremos aire puro. El aire que sólo desde un tejado se siente.

La casa de mi madre tiene teja roja ancestral que escurre lágrimas cada que llueve que filtra el sol que da frescura. El tejado de la casa de mi madre es rojo como la pasión húmedo como el deseo terrenal como el amor. Tejas hechas de barro barro que surge de la tierra manos que la trabajan Debemos retornar a la tierra. Para ello: apropiémonos, como tu hijo, de los tejados. Y, si no los tenemos, apropiémonos del aire y de las palabras para que sean éstos los que rijan nuestras vidas... No las balas. No las metrallas”.

Musicman:

“Estoy en el negocio de las tejas, y al estar en una azotea irremediablemente pienso en el trabajo. Hoy cambio mi mente y al pensar en azoteas pienso en hasta arriba, en la cabeza, en la mente, la imaginación y ahí me siento callado. Con los ojos cerrados es cuando entra más luz y tengo más claridad. Por razones obvias, tengo una azotea muy bonita y puedo en ella disfrutar de la hermosa vista del cielo, las estrellas, las montañas regias y la ciudad a mis pies, pero cierro los ojos y la vista puede ser mejor, la azotea de mi cuerpo se abre y se llena de colores, olores, humores y hasta amores. El tejado no siempre es caliente y por lo general no hay gatos en él. Benditos recuerdos de las noches de verano desde el tejado…”

ELENA:

“Hablas del regalo que la chica hace al ver a un hijo enamorado de ella. Suena lindo, nunca lo había pensado. Sé que mi suegra no está ni siquiera un poco agradecida de ver a su hijo enamorado de mí, es más está muy enojada, Y eso que después de más de 11 años, ya debería de hacerse a la idea. Ahora yo me pregunto, ¿será que yo me sienta agradecida? ¿O que mis celos de mama egoísta me quiten ese privilegio? mis niños son pequeños aún, así que tengo mucho tiempo para contestar esta interrogante, sin embargo, sé que soy feliz cuando ríen, cuando los veo gozar, espero que esa felicidad se reproduzca cuando a sus vidas llegue una mujer que comparta sus corazones conmigo, y que yo pueda amar a esa mujer, por el solo hecho de que ame a mi retoño. Así sea”.

La botella se fue al mar. Nos escuchamos.

Vagón biblioteca: El húsar en el tejado, Jean Giono. La vida instrucciones de uso, George Perec. Los tejados de la libertad de expresión: Granados Chapa, de Humberto Musacchio.

Escenas de azoteas y tejados:

Vagón videoteca: Abre los ojos, Alejandro Amenábar. Delicatessen, Marc Pierre jeunet, Marc Caro. Bajo los techos de Paris, René Clair. Ventana indiscreta, Alfred Hitchcock. El violinista en el tejado Norman Jewison. Un día particular, Ettore Scola. Kid, Chaplin. Mary Poppins, Walt Disney.











Participa envía tus comentariosIr a la portada del Blog
INSTRUCCIONES: Selecciona el texto deseado y dá click en el botón correspondiente para formatearlo. Para visualizar tu comentario click Aqui
Imagen: * Nombre: * e-mail:

* Campos obligatorios para llenar

Acepto las políticas de privacidad
 


 

Mara Teresa: eres una maga. Gracias por escribir tan hermosamente y con tan delicioso ritmo estas palabras que no s cmo entran a mi cerebro como msica clara, palabras poderosas que tejes minuciosamente. Charlar contigo ha de ser interminable. Gracias otra vez

 Enviado por etceteras - 28-junio-2010 a las 23:12 Enviar mail al autor

 

P.D. Para vagn videoteca : Ordinary People. Con Timothy Hutton.

Yoko Ono, gracias por su saludo. Reciba tambin usted uno.


 Enviado por Euclides - 17-junio-2010 a las 22:34 Enviar mail al autor

 

http://www.youtube.com/watch?v=--LbFRO8SQQ Quiero compartir el video de una escena majestuosa de Baryshnikov, pero no s si lo hice bien, si no lo seguir intentando. Saludos a todos!!

 Enviado por Liliana - 15-junio-2010 a las 22:49 Enviar mail al autor

 

Yo propongo para este hermoso espacio de luz y la humanizacin de los seres vivos el Dalay, dalay es vida, aunque no sea verde. A m me cambio la vida. Llvenla tranquila. Amor y paz. Hormiga, hermana te queremos, saludos a Euclides.

 Enviado por Yoko Ono - 15-junio-2010 a las 16:23 Enviar mail al autor

 

P. D. Para vagn biblioteca: La convivencialidad, Ivan Illich, Joaquin Mortiz/Planeta

 Enviado por Euclides - 15-junio-2010 a las 11:33 Enviar mail al autor

 

Generalmente quienes viven en los tejados y las azoteas son los gatos. Ahi viven, ahi se aparean. Son desconfiados y bellos.

En la tierra viven los perros, bravos y toscos. Hechos para la lucha.

En mi vida, hubo un momento en que coincidieron un gato y un perro. Fui su amo. Al perro le llam Puma - obvio, soy aficionado de los pumas de la U N A M - Y al gato, negro- por su color-

Ellos jugaban, se olian y lamian. El Puma, con su hocico, agarraba al Negro del pescuezo. Y l se dejaba arrastrar. Le tena confianza.

Creo que lo que permite la convivencia es el ambiente en el que se vive. Quien dirige? Quien manda? Le hago caso?

El Puma y el Negro ya fallecieron, el Puma nunca pudo subir a la azotea, pero el negro siempre baj de ella.

Saludos.


 Enviado por Euclides - 15-junio-2010 a las 10:25 Enviar mail al autor

 

Mara Teresa, creo que no me explique bien, el tranva pasado, dedicado al amigo me pareci hermoso, ante lo cul no tena nada que agregar. Se que escribir un homenaje a un amigo que partees invaluable, en verdad lo es.
El ruido al que me refera fue Modelos para desarmar y esten el que son tantos temas en uno, qu me es difcil comprenderlos...me es difcil saber cmo interactuar entre los compaeros del Tranva, leo con gusto lo que le dices a Dita, y ahora me doy cuenta del tema de la deshumanizacincreo que hasta ahora lo vi, claritojams y lo sabes me gustara molestar en tu columnay se que las dos guardamos cosas hermosas de las dos.

Gracias por dedicarme unas letritas lilas el da de hoyse que tu espacio, tus letras son tuyasy eso yo lo respeto mucho

Un abrazo para ti, muy grande

Por qu estn all Nureyev o Baryshnikov? Ese vdeo lo disfrute mucho...en verdad, es una escena hermosa.


 Enviado por Menospausas - 14-junio-2010 a las 21:51 Enviar mail al autor

 

Mara Teresa:
Lamentablemente me deshice de las revistas donde se dio el debate aquel.
Un da mi esposa me dijo: el papelero o t.
Se fueron mi coleccin de Proceso (casi todo, menos el nmero uno), Nexos (buena parte), Vuelta (todo) y el suplemento Mxico en la Cultura (o la Cultura en Mxico, ya no me acuerdo, porque ambas denominaciones existieron) de la revista Siempre!, dirigida por el Monsi y unos cuantos de cuanto lo tom Paco Ignacio Taibo II.
Al rato voy a ver si se puede obtener va la pgina electrnica de Proceso. Creo que se puede ingresar a su hemeroteca, pero pagando. Ya ver.
P.D. Escuchaste la liga que puse con el bolerazo Vete de mi, en dos versiones? A poco no es un roln?

 Enviado por Lennon - 14-junio-2010 a las 21:36 Enviar mail al autor

 

yo tuve un fantasma y tambien una azotea, un ao viv en la azotea de mis padres en una casa de campaa, pobres de mis padres, creo que me amaron demasiado, la calma, la camaradera, alguna noche mi madre se amaneci en "mi espacio" nos platicamos, escuchamos msica en esas horribles cintas que a veces se rompan, pero que sin ellas no pudimos haber guardado tanta msica prohibida., en ese espacio convoqu a los espritus, quem alumbre ( jaja ahora me ro, mi padre se impactaba) me amanec a la luz de la luna, a veces sola a veces con algn hermano que me segua en las loqueras.

Pero regreso a mi fantasma, bueno no era mo solo que se encontr conmigo, compre una casa en el interior de la repblica, tenia 5 aos desocupada, curiosamente nadie, nunca haba preguntado por ella y la casa era realmente bella, pero tenia un aire de incomodidad, pero mi esposo la haba comprado antes de llegar yo, para arreglar el jardn, chapoteadero para los nios etc.

No poda decepcionarle, la haba arreglado con amor. Extraamente mi hija entonces pequea, gustndole los espejos tanto como a cualquier nia, me pidi que los cubriera con cuadros, ya que senta q alguien la vea desde estos ? Abrevio, una maana llego la anterior duea, la cual me visitaba con frecuencia (yo lo tomaba como una atencin) y entre lagrimas me pidi perdn, ( yo no sabia por que) y me cont que en esa casa se haba suicidado una mujer (no voy a dar detalles ) y ella tena remordimiento porque siempre pensaba cual era mi vida sola en casa cuando los hijos estaban en la escuela y mi esposo viajaba. Fue cuando entend el prender y apagar de la radio, de la licuadora, la luz estando totalmente sola. Empez una guerra entre mi fantasma y yo, creo que le gan. La casa se ilumin y un buen dia al regresar del colegio mis hijos me dijeron Que hiciste, la casa huele a ti y brilla te das cuenta?Con tu permiso desde aqui saludo a Lennon, los vecinos estn...


 Enviado por Ana Ma. - 14-junio-2010 a las 20:05 Enviar mail al autor

 

Hola Maria Teresa, tranviarios, Me he enredado con el blog de hoy, coincido con Menospausas, entre el fantasma, los tejados, el hielo y la escarcha y tratar de no caer en los estereotipos, uy creo que soy muy estereotipada a veces como hoy, no me resulta facil entender lo que planteas, necesito que me ayudes Maria Teresa, que me ayudes Menos y todos los tranviarios a enhebrar la aguja para hilvanar conversaciones y opiniones y entonces SI entre todos podamos "Construir analizando, reflexionando, proponiendo" y continuar con este viaje del tranvia. como entonces proponen ustedes que debamos interactuar en este tranvia? Les mando un gran abrazo

RESPUESTA DEL AUTOR: Dita: qué bonita tu cartita, de veras. ¿Preguntas cómo pasamos a las propuestas? pero tú estás haciendo una propuesta ¿cómo nos ayudamos entre todos cuando algo nos interesa, nos convoca, nos duele? ¿qué opinan los otros? ¿el/los tema/temas me toca/n o no? puede suceder que no y entonces quizá nos mantenemos al margen, puede ser que sí y participamos o preguntamos....te pongo un ejemplo: Lennon cita un debate entre Octavio Paz y Monsiváis que no conozco, ya se lo pedí a una amiga, me pareció muy interesante...creo que tú sientes adentro tuyo si algo te llama o no...o si quisieras que te llamara...lo que tú quieras...lo que a ti se te antoje decir, eso está muy bien...creo (dentro de los límites del respeto que nos debemos las/los unas/os a los otros) que de lo que se trata es de un ejercicio de libertad, que ni presione, ni obligue a nadie...¿que anhelaba plantear? que me asusta muchísimo lo que está pasando, el proceso de una sociedad que se deshumaniza, y que no hay deshumanización posible que no suceda de una/más uno/...no somos una masa amorfa soportando lo que nos impongan...somos sujetos singulares y libres (respetuosos de la identidad y las libertades de los otros) eligiendo cómo deseamos vivir...eso quería decir ¿cómo luchar para que la rabia esteril y el desamor no nos la ganen? (en beneficio de los eternos beneficiados) porque es una elección individual...íntima...que sumada a tantas otras elecciones íntimas, nos permite crear (sueño, espero) un inmenso colectivo de ciudadanos...diferentes, sí...pero preparados para respetar y negociar...Te mando un beso....


 Enviado por DITA - 14-junio-2010 a las 20:00 Enviar mail al autor

 

Cuarta parte.

Amiga Mujer Maravilla, al leerte ayer en el Blog de Ricardito Alamn, record que haba ledo algo de la Malinche en Wikipedia:
. . Bernal Daz del Castillo, en su Historia verdadera..., encomia repetidamente su compromiso con los conquistadores y su valor en la batalla. Recuerda tambin la alegra de los espaoles cuando supieron que Marina haba sobrevivido a la Noche Triste . .
Aqu la pgina:
http://es.wikipedia.org/wiki/La_Malinche

Amiga, en tu ltima participacin del jueves 10 de junio, en el Blog de Ricardito, a las 11:10, despus de haber terminado de escribir la ltima frase del cuento, debiste haber escrito aqu la liga, escribindola con punto y aparte, y no con punto y seguido como escribiste. Cualquiera al leerte y que no supiera abreviacin de link, pensara que estaras invitando a Ricardito a una fiesta de un cerdo. Dices tambin: . . Mi amiga la Hormiguita, me pidi de favor, que en este espacio, notificara que no pudo participar el jueves pasado . . Es martes, no jueves, se nota que andas en las nubes.

Mara Teresa y Blogueros, nos vemos en el prximo Blog

. ***saludos***


 Enviado por Hormiga Atómica - 14-junio-2010 a las 17:05 Enviar mail al autor

 

Tercera parte.

Amiga Mujer Maravilla, al leerte ayer en el Blog de Ricardito Alamn, record que haba ledo algo de la Malinche en Wikipedia:
. . Bernal Daz del Castillo, en su Historia verdadera..., encomia repetidamente su compromiso con los conquistadores y su valor en la batalla. Recuerda tambin la alegra de los espaoles cuando supieron que Marina haba sobrevivido a la Noche Triste . .
Aqu la pgina:
http://es.wikipedia.org/wiki/La_Malinche

Amiga, en tu ltima participacin del jueves 10 de junio, en el Blog de Ricardito, a las 11:10, despus de haber terminado de escribir la ltima frase del cuento, debiste haber escrito aqu la liga, escribindola con punto y aparte, y no con punto y seguido como escribiste. Cualquiera al leerte y que no supiera abreviacin de link, pensara que estaras invitando a Ricardito a una fiesta de un cerdo. Dices tambin: . . Mi amiga la Hormiguita, me pidi de favor, que en este espacio, notificara que no pudo participar el jueves pasado . . Es martes, no jueves, se nota que andas en las nubes.

Mara Teresa y Blogueros, nos vemos en el prximo Blog

. ***saludos***


 Enviado por Hormiga Atómica - 14-junio-2010 a las 17:03 Enviar mail al autor

 

Tercera parte.

Muy atenta lea algo que el maestro Andrs Henestrosa escribi de Mara Izquierdo (en el prximo Blog transcribo, es algo breve). Record al maestro Andrs, quien tuve el enorme privilegio de tratarlo y conocerlo. Un ao antes de que muriera el Maestro Andrs fui a visitarlo a su casa y me coment varias ancdotas, una muy interesante de la pobreza que vivi cuando lleg a la Ciudad de Mxico, de quienes y como lo ayudaron, impresionante como platicaba el Maestro Andrs a sus 100 aos y la memoria tan prodigiosa que tena para recordar cada detalle. Tambin me coment una ancdota Mara Antonieta Rivas Mercado (la novia de Vasconcelos), a partir de esa platica del Maestro Andrs descubr que es muy importante tener buen paladar.

Aqu las ligas de Andrs Henestrosa y mara Antonieta Rivas:
http://es.wikipedia.org/wiki/Antonieta_Rivas_Mercado
http://es.wikipedia.org/wiki/Andr%C3%A9s_Henestrosa

Algo muy hermoso que recuerdo del Maestro Andrs Henestrosa, me dijo que admiraba mi forma de expresarme, yo a l admir y respet mucho, pero sobre todo aprend.

Sigue . .


 Enviado por Hormiga Atómica - 14-junio-2010 a las 17:02 Enviar mail al autor

 

Segunda parte.

Ayer un rato en la tardecita me met a la web a ver si encontraba algo de la nana de Diego Rivera, y slo encontr esto:
. . La otra madre de Diego era Antonia, su nana India. Diego tena muy mala salud de nio as que sus padres decidieron mandarlo a vivir a las montaas con Antonia. Diego tena muy buenas memorias de ella y del tiempo que pas en el campo. Antonia fue una gran inspiracin para sus pinturas y para el amor que le tena a la cultura indgena . .

Aqu la liga, donde cita lo antes expuesto:
http://www.artistas-americanos.com/latinos/biography/riverabioes.html

Aqu liga de Juan OGorman:
http://es.wikipedia.org/wiki/Juan_O'Gorman

Mara Teresa, sabemos que Diego estudi en Mxico y Europa, que tanto en Mxico como en Europa conoci varios movimientos pictricos, sin embargo coincido con el ensayista, quien dijera que el amor a lo indgena, le vena del amor a su nana, por tal motivo creo, el icono de lo indgena, sell como ningn otro icono su obra pictrica.

Buscando y arreglando libritos de esa coleccin de artistas, anoche estuve leyendo antes de dormir, el ensayo de Mara Izquierdo, no saba que Rufino Tamayo y ella rentaron un taller, al maestro Rufino Tamayo lo conoci en la Escuela de Nacional de Artes Plsticas. Influy en la obra de Mara Izquierdo las crticas favorables que le hiciera Diego Rivera, quien fue nombrado por ese entonces, director de la carrera de pintura de la Escuela. Dos de los grandes maestros de Mara Izquierdo fueron Germn Gedovius (formador de toda una generacin de pintores noveles) y el clebre conocedor de arte colonial Manuel Toussaint.

Sigue . .


 Enviado por Hormiga Atómica - 14-junio-2010 a las 16:59 Enviar mail al autor

 

Hola a todos.

Primera parte.

Mara Teresa, anoche aproximadamente como a la una de la maana entr a inter para revisar si estaba tu Blog y nada.

Hace unos minutos acabo de entrar y veo que est tu Blog, por tanto heme aqu.
Aquaman, me haba pedido en el Blog de Manuelito Lpez, el 2 de junio a las 18:30, lo siguiente:
. . La Hormiga Atmica nos puede platicar brevemente porque Diego Rivera tom como icono estirpe indgena . .

Qu crees Mara Teresa, desde hace quince das, he estado buscando un librito de la coleccin forjadores de Mxico, uno de esos muchos libritos habla de Diego Rivera, se habla hermosamente de la infancia de Diego Rivera. Hace aos le con mucha curiosidad ese ensayo, tambin llam mi atencin el ensayo de Juan OGorman, ambos libritos los dej juntos, sucede que no encuentro el de Diego Rivera, el de Juan OGorman si est, me cans de buscarlo y no lo encuentro. Quise hallarlo para hacer referencia precisa del porque el autor del mismo crea que la nana de Diego Rivera haba influido en su pintura.

Tengo dos biografas ms de Diego Rivera, pero ninguna da seales de la nana.
Recuerdo que Diego estuvo a cargo de su nana desde muy pequeo, que ella era una indgena del norte de la Repblica, quien se lo llev a vivir a la sierra, lo cuido como a un hijo, dio mucho cario, sobre todo libertad, lo dejaba correr por los bosques, jugaba con l, etc., con ella empez a pintar y escribir. Algo que me llam la atencin de la descripcin que haca el autor del ensayo de la nana, era que el caminar de la nana, era muy digno, altivo y erguido, tena recia personalidad.

Sigue . .


 Enviado por Hormiga Atómica - 14-junio-2010 a las 16:56 Enviar mail al autor

 

Anoche me so, pero no en un tejado, ms bien en una terraza. Sentado en un equipal, con una cobija contemplando la copiosa lluvia, viendo el campo lejano, distorsionado por la cantidad de agua que caa del cielo, en un fondo gris, oscuro, que devoraba montaas y campos desolados. No s si he tomado el tejado, o estoy en el fondo de una fisura, pero desde aqu contemplo la majestuosidad de la tierra, la inmensidad de la vida.

 Enviado por KBK69 - 14-junio-2010 a las 15:22 Enviar mail al autor

 

No puede ser. No quiero ni pensarlo. Me perd de los abrazos, de los besos, los apapachos, el tequila y la alegra del reencuentro... Qu mal que a m no me telefonearon, jaj... Saba que sucedera. Tarde que temprano sucedera. Hermosa la toma de los tejados... La lluvia ha comenzado a caer en las azoteas. Sueo con cultivar mi jardn. Lo deseo tanto. Y ella camina a mi lado. Me ayuda a podar las plantas. Cortamos ciruelos para hacer mermelada... Un acontecimiento prepara para otro en la vida... Ahora s, que por fin, la he encontrado... Ayy, no sabes qu felicidad es volverte a leer y ver en el tranva. Te extra un montn. Saludos a los tranviarios.

 Enviado por SUZANNE - 14-junio-2010 a las 15:13 Enviar mail al autor

 

Ma. Teresa: Me cae muy bien el fantasma chiboludo y rijoso, entre t y l, francamente no hay manera de decir que no me entero. S, me parece que analizar actos a partir de la envidia o rivalidad es bien complejo, porque es cierto que son un par terrible, tiran la piedra y esconden la mano, es decir que para cuando el acto o la palabra se han realizado, ellas ya se esfumaron de lo consciente casi siempre, atraparlas in fraganti es un ejercicio de marcaje personal que tenemos que hacerles, no tanto para detectarlas en los otros, sino en nosotros mismos. Nombrarlas. Te mando un gran abrazo y a los compaeros del tranva tambin.

 Enviado por lunaria - 14-junio-2010 a las 11:33 Enviar mail al autor

 

Mara Teresa y compaeros de viaje, espero que tengan un buen Junio, lleno de azoteas o tejados


MT, no he comentado nada en los tranvas anteriores, creo que el pasado tranva fue un hermoso homenaje a un amigo que partipienso que cuando parte un amigo o un ser querido lo importante siempre ha sido festejar la vida, la vida de esa persona. Lo que nos dejmucho ms all del dolor que nos causa la partida.


El tranva anterior me causa el mismo ruido que esteno se qu parte del Tranva contestar, si al fantasmaese que te tiene pensando en las etiquetas, en ponernos msica, regar tus buganvilias, o a los espacios que creamos nosotros, difcil en verdad ocuparme de varios temas a las vez.

Creo que si, qu extrao tus letras lilasno para mi solamente, sino para los compaeros de viajeme subo hoy, porqu te lo quera decir, quera decirteque tu espacio era especial para todos, por el tiempo dedicado a cada pasajero.creo que el experimento de hablarnos entre nosotros no ha funcionado, Qu barrera existe? No lo secreo que son pocos los que nos atrevemos a hablar a con el compaero de viaje Cmo tener tu tacto? Cmo tomar de la mano a otra persona, que no quiere mi mano, que lo que quiere es saber que tu se la brindas?

Seguir leyendo.y de vez en cuando subir al Tranva para saludarpara decir algo que tenga que decir, o mi cabeza me de para ubicarme en los varios temas del tranva

Un abrazo a todos, a cada uno de ustedes que hacen este espacio maravilloso, y en especial a ti Mara Teresa.

Hoy le en una columnalo que yo deseo es subirme a una azotea comunal, abrir una gandula de loneta, de esas de tijera, y sentarme junto a una amistad. Y contarnos ya no estamos para bailables, durante horas, tangos, boleros, rancheras, baladas, coplas, chachachs, rocanroles, swings, y lo que haga falta: pero sin endilgarnos milongas ni atender a los aullidos de sirena.


RESPUESTA DEL AUTOR: Mi querida Menos: creo que el tranvía anterior, si acaso toca (para quien toque) , si nos interesa, (para quien le interese) podría ser algo más que el homenaje a un amigo (bastante más por as guías de análisis que la obra de Bolívar podría significar)pero creo también que si una crea un espacio, también es para tener la libertad de despedir a un amigo. Nadie escribe para alienarse en demandas que pueden llegar a ser imposibles de satisfacer (no me refiero a ti en lo personal...pero al lado de este blog...también está lo que sucede/ha sucedido en mi dirección de internet) Nadie escribe para alienarse. Tú no lo harías. Yo tampoco. L escritura es, como la vida, un ejercicio de libertad respetuosa. Cada quien "del lado de allá" (como diría Cortázar) contesta, si quiere contestar, Lee si quiereleer es una libertad intrínseca a la participación o no en un blog...el texto allí está e implica un esfuerzo emocional e intelectual...nadie está obligado a coincidir...pero el texto está...alguien hizo ese esfuerzo...¿tiene algún valor o no? eso lo decide de manera muy personal cada lector...pero ante tu libertad de estar o no estar, videntísimamente inalienable ´¿cuál es la mía? ¿Qué barrera existe?dices, para mí esa sería una pregunta importante...acompañarnos, sí, sin duda alguna, me parece una de las actitudes más importantes en la vida...si acompañarnos se convierte en lastimadura, en exigencia, en condicionamiento, en laberinto de espejos... No le entro, porque es la antítesis de lo que busco en la vida. Si somos pares creando un universo en comun !venga! Siempre me ha dado mucho placer leerte, me lo da y me lo dará...cuando libremente coincidamos...es un gusto descubrir tu sensibilidad y tu inteligencia, tus nichos y tu blog...no tengo condiciones hacia ti...nada más pido lo mismo...¿Por qué están allí Nureyev o Baryshnikov? porque me parecen una fiesta estética...


 Enviado por Menospausas - 14-junio-2010 a las 08:27 Enviar mail al autor

 

Me top con esta curiosidad.
La meloda es un bolerazo (de mis favoritos) y la interpretacin es, por decir algo, diferente e inquietante.
La comparto: Vete de mi, cantada por Bola de Nieve.
O si prefieren, aqu la versin de Caetano Veloso.

 Enviado por Lennon - 14-junio-2010 a las 03:41 Enviar mail al autor

 

sigue...
Empec diciendo que no proponas una apelacin a la mediocridad. Es decir, a ese fondo del discurso simpln y cursi mediante el cual se nos pide, un da s y otro tambin, mediante cadenas de e-mails, que seamos buenos-buenos, amigos-amigos, comprensivos-comprensivos, que olvidemos rencores, agravios y barbaridades, que dejemos pasar... y hacer, lo que se les pegue la gana a quienes, incluso por tradicin, estn acostumbrados a tomar provecho de todo.
Entiendo tu preocupacin y la comparto. Pero corremos el riesgo de no observar la frgil y mvil frontera entre el humanismo y la evasin, y por lo tanto de terminar todos envindonos ositos de peluche, con cartitas cursis conteniendo llamados a agarranos de las manos para ir todos juntos al paraiso de la amistad... mientras en la vida real nos saquean, violentan nuestros derechos o socavan nuestras libertades.
Pero creo que en un principio inventar los tejados de nuestros deseos pasa por analizar un punto oscuro dices en tu brillante post.
Casi pude leer, a continuacin, que ese punto oscuro (para seguir con la metfora arquitectnica) estara ubicado en nuestros stanos.
Tejados y azoteas...
Hay que vigilar las escaleras. Sobre todo para asegurarnos que estn ah...

RESPUESTA DEL AUTOR: Lennon: tu carta es para mí profundamente enriquecedora...el humanismo no es la evasión, (quisiera pensar) pero sí el análisis indispensable de lo personal. No se trata de mirarse el ombligo mientas como tú dices, los saqueos suceden...se trata de analizar-nos ¿que puedo hacer desde mí para cambiar esta realidad? La realidad no cambia si no cambia cada una/o de las personas que la construyen o la padecen. No puedo hablar de los abusos de poder en lo público, si los reproduzco cotidianamente en lo privado. No puedo pensar que estoy construyendo un cambio, si lo que me ofrecen (y tomo) es el pivote de la olla exprés tan conveniente para algunos, me deshahogo agrediéndote (por ejemplo) ¿algo habrá cambiado después? Sí Lennon...vamos por nuestros sótanos...mi hijo me trajo un libro de la librería de viejo,de Joseph Steiner "Treblinka", el prefacio de Simone de Beauvoir analiza, a través de una teoría de Sartre,el fenómeno (que él llama) de "erialización"...ejemplo extremo: ¿por qué el exterminio fue posible? lo que ya sabes...los dividieron, los estratificaron, los confrontaron algo así como: "si sigues las reglas del poder...los otros se hunden, pero quizá tú te salvas..."...¿de veras? ...(el libro es también, una reivindicación de la resistencia en los ghetos) (la palabra es "serialización") lo que a veces nos es difícil aprehender, es que el resentimiento esteril y la discriminación...en lo íntimo como en lo privado...es sumarse a las reglas del poder....confiando en que nos liberamosa de él....(me prometieron el debate Monsi, Paz...pero si lo tienes estaría genial)


 Enviado por Lennon - 14-junio-2010 a las 03:34 Enviar mail al autor

 

Mara Teresa:
No es la tuya una invitacin a la mediocridad.
Un amigo deca que la mediocridad es el arte de no tener enemigos.
En algn momento, las rispideces que derivan de las relaciones sociales (econmicas, culturales, polticas, ideolgicas) son inevitables. Tendran que ser pasajeras y dar paso a las posibilidades de acuerdos.
Pero es imposible este modelo ideal en un contexto de tan grandes diferencias (de todo tipo).
Y esas diferencias se expresan con frecuencia a travs de confrontaciones y una retrica excluyente, como la que caracteriz en alguna ocasin Carlos Monsivis respecto de Octavio Paz, en aquel memorable debate pblico de finales de los setenta o principios de los ochenta.
Monsivis dijo que Paz construa una caricatura de su interlocutor y despus discuta con la caricatura.
Hoy, particularmente a raz de la controvertida eleccin del 2006, Mxico vive entre constructores de caricaturas... discutiendo entre s.
Los odios ideolgicos han alcanzado rango de naturalidad junto con los raciales, sociales y de preferencias sexuales. Avanzan sobre un terreno abonado por la desigualdad social que, en trminos generales, tambin expresa una distribucin equvoca de la esttica (quin define lo bonito?... los bonitos) por cuestiones de origen racial, pero tambin de opciones quirrgicas, de atuendos y y arificios.
sigue...

 Enviado por Lennon - 14-junio-2010 a las 03:25 Enviar mail al autor

 

Mara Teresa: eres una maga. Gracias por escribir tan hermosamente y con tan delicioso ritmo estas palabras que no s cmo entran a mi cerebro como msica clara, palabras poderosas que tejes minuciosamente. Charlar contigo ha de ser interminable. Gracias otra vez

 Enviado por etceteras - 28-junio-2010 a las 23:12 Enviar mail al autor

 

P.D. Para vagn videoteca : Ordinary People. Con Timothy Hutton.

Yoko Ono, gracias por su saludo. Reciba tambin usted uno.


 Enviado por Euclides - 17-junio-2010 a las 22:34 Enviar mail al autor

 

http://www.youtube.com/watch?v=--LbFRO8SQQ Quiero compartir el video de una escena majestuosa de Baryshnikov, pero no s si lo hice bien, si no lo seguir intentando. Saludos a todos!!

 Enviado por Liliana - 15-junio-2010 a las 22:49 Enviar mail al autor

 

Yo propongo para este hermoso espacio de luz y la humanizacin de los seres vivos el Dalay, dalay es vida, aunque no sea verde. A m me cambio la vida. Llvenla tranquila. Amor y paz. Hormiga, hermana te queremos, saludos a Euclides.

 Enviado por Yoko Ono - 15-junio-2010 a las 16:23 Enviar mail al autor

 

P. D. Para vagn biblioteca: La convivencialidad, Ivan Illich, Joaquin Mortiz/Planeta

 Enviado por Euclides - 15-junio-2010 a las 11:33 Enviar mail al autor

 

Generalmente quienes viven en los tejados y las azoteas son los gatos. Ahi viven, ahi se aparean. Son desconfiados y bellos.

En la tierra viven los perros, bravos y toscos. Hechos para la lucha.

En mi vida, hubo un momento en que coincidieron un gato y un perro. Fui su amo. Al perro le llam Puma - obvio, soy aficionado de los pumas de la U N A M - Y al gato, negro- por su color-

Ellos jugaban, se olian y lamian. El Puma, con su hocico, agarraba al Negro del pescuezo. Y l se dejaba arrastrar. Le tena confianza.

Creo que lo que permite la convivencia es el ambiente en el que se vive. Quien dirige? Quien manda? Le hago caso?

El Puma y el Negro ya fallecieron, el Puma nunca pudo subir a la azotea, pero el negro siempre baj de ella.

Saludos.


 Enviado por Euclides - 15-junio-2010 a las 10:25 Enviar mail al autor

 

Mara Teresa, creo que no me explique bien, el tranva pasado, dedicado al amigo me pareci hermoso, ante lo cul no tena nada que agregar. Se que escribir un homenaje a un amigo que partees invaluable, en verdad lo es.
El ruido al que me refera fue Modelos para desarmar y esten el que son tantos temas en uno, qu me es difcil comprenderlos...me es difcil saber cmo interactuar entre los compaeros del Tranva, leo con gusto lo que le dices a Dita, y ahora me doy cuenta del tema de la deshumanizacincreo que hasta ahora lo vi, claritojams y lo sabes me gustara molestar en tu columnay se que las dos guardamos cosas hermosas de las dos.

Gracias por dedicarme unas letritas lilas el da de hoyse que tu espacio, tus letras son tuyasy eso yo lo respeto mucho

Un abrazo para ti, muy grande

Por qu estn all Nureyev o Baryshnikov? Ese vdeo lo disfrute mucho...en verdad, es una escena hermosa.


 Enviado por Menospausas - 14-junio-2010 a las 21:51 Enviar mail al autor

 

Mara Teresa:
Lamentablemente me deshice de las revistas donde se dio el debate aquel.
Un da mi esposa me dijo: el papelero o t.
Se fueron mi coleccin de Proceso (casi todo, menos el nmero uno), Nexos (buena parte), Vuelta (todo) y el suplemento Mxico en la Cultura (o la Cultura en Mxico, ya no me acuerdo, porque ambas denominaciones existieron) de la revista Siempre!, dirigida por el Monsi y unos cuantos de cuanto lo tom Paco Ignacio Taibo II.
Al rato voy a ver si se puede obtener va la pgina electrnica de Proceso. Creo que se puede ingresar a su hemeroteca, pero pagando. Ya ver.
P.D. Escuchaste la liga que puse con el bolerazo Vete de mi, en dos versiones? A poco no es un roln?

 Enviado por Lennon - 14-junio-2010 a las 21:36 Enviar mail al autor

 

yo tuve un fantasma y tambien una azotea, un ao viv en la azotea de mis padres en una casa de campaa, pobres de mis padres, creo que me amaron demasiado, la calma, la camaradera, alguna noche mi madre se amaneci en "mi espacio" nos platicamos, escuchamos msica en esas horribles cintas que a veces se rompan, pero que sin ellas no pudimos haber guardado tanta msica prohibida., en ese espacio convoqu a los espritus, quem alumbre ( jaja ahora me ro, mi padre se impactaba) me amanec a la luz de la luna, a veces sola a veces con algn hermano que me segua en las loqueras.

Pero regreso a mi fantasma, bueno no era mo solo que se encontr conmigo, compre una casa en el interior de la repblica, tenia 5 aos desocupada, curiosamente nadie, nunca haba preguntado por ella y la casa era realmente bella, pero tenia un aire de incomodidad, pero mi esposo la haba comprado antes de llegar yo, para arreglar el jardn, chapoteadero para los nios etc.

No poda decepcionarle, la haba arreglado con amor. Extraamente mi hija entonces pequea, gustndole los espejos tanto como a cualquier nia, me pidi que los cubriera con cuadros, ya que senta q alguien la vea desde estos ? Abrevio, una maana llego la anterior duea, la cual me visitaba con frecuencia (yo lo tomaba como una atencin) y entre lagrimas me pidi perdn, ( yo no sabia por que) y me cont que en esa casa se haba suicidado una mujer (no voy a dar detalles ) y ella tena remordimiento porque siempre pensaba cual era mi vida sola en casa cuando los hijos estaban en la escuela y mi esposo viajaba. Fue cuando entend el prender y apagar de la radio, de la licuadora, la luz estando totalmente sola. Empez una guerra entre mi fantasma y yo, creo que le gan. La casa se ilumin y un buen dia al regresar del colegio mis hijos me dijeron Que hiciste, la casa huele a ti y brilla te das cuenta?Con tu permiso desde aqui saludo a Lennon, los vecinos estn...


 Enviado por Ana Ma. - 14-junio-2010 a las 20:05 Enviar mail al autor

 

Hola Maria Teresa, tranviarios, Me he enredado con el blog de hoy, coincido con Menospausas, entre el fantasma, los tejados, el hielo y la escarcha y tratar de no caer en los estereotipos, uy creo que soy muy estereotipada a veces como hoy, no me resulta facil entender lo que planteas, necesito que me ayudes Maria Teresa, que me ayudes Menos y todos los tranviarios a enhebrar la aguja para hilvanar conversaciones y opiniones y entonces SI entre todos podamos "Construir analizando, reflexionando, proponiendo" y continuar con este viaje del tranvia. como entonces proponen ustedes que debamos interactuar en este tranvia? Les mando un gran abrazo

RESPUESTA DEL AUTOR: Dita: qué bonita tu cartita, de veras. ¿Preguntas cómo pasamos a las propuestas? pero tú estás haciendo una propuesta ¿cómo nos ayudamos entre todos cuando algo nos interesa, nos convoca, nos duele? ¿qué opinan los otros? ¿el/los tema/temas me toca/n o no? puede suceder que no y entonces quizá nos mantenemos al margen, puede ser que sí y participamos o preguntamos....te pongo un ejemplo: Lennon cita un debate entre Octavio Paz y Monsiváis que no conozco, ya se lo pedí a una amiga, me pareció muy interesante...creo que tú sientes adentro tuyo si algo te llama o no...o si quisieras que te llamara...lo que tú quieras...lo que a ti se te antoje decir, eso está muy bien...creo (dentro de los límites del respeto que nos debemos las/los unas/os a los otros) que de lo que se trata es de un ejercicio de libertad, que ni presione, ni obligue a nadie...¿que anhelaba plantear? que me asusta muchísimo lo que está pasando, el proceso de una sociedad que se deshumaniza, y que no hay deshumanización posible que no suceda de una/más uno/...no somos una masa amorfa soportando lo que nos impongan...somos sujetos singulares y libres (respetuosos de la identidad y las libertades de los otros) eligiendo cómo deseamos vivir...eso quería decir ¿cómo luchar para que la rabia esteril y el desamor no nos la ganen? (en beneficio de los eternos beneficiados) porque es una elección individual...íntima...que sumada a tantas otras elecciones íntimas, nos permite crear (sueño, espero) un inmenso colectivo de ciudadanos...diferentes, sí...pero preparados para respetar y negociar...Te mando un beso....


 Enviado por DITA - 14-junio-2010 a las 20:00 Enviar mail al autor

 

Cuarta parte.

Amiga Mujer Maravilla, al leerte ayer en el Blog de Ricardito Alamn, record que haba ledo algo de la Malinche en Wikipedia:
. . Bernal Daz del Castillo, en su Historia verdadera..., encomia repetidamente su compromiso con los conquistadores y su valor en la batalla. Recuerda tambin la alegra de los espaoles cuando supieron que Marina haba sobrevivido a la Noche Triste . .
Aqu la pgina:
http://es.wikipedia.org/wiki/La_Malinche

Amiga, en tu ltima participacin del jueves 10 de junio, en el Blog de Ricardito, a las 11:10, despus de haber terminado de escribir la ltima frase del cuento, debiste haber escrito aqu la liga, escribindola con punto y aparte, y no con punto y seguido como escribiste. Cualquiera al leerte y que no supiera abreviacin de link, pensara que estaras invitando a Ricardito a una fiesta de un cerdo. Dices tambin: . . Mi amiga la Hormiguita, me pidi de favor, que en este espacio, notificara que no pudo participar el jueves pasado . . Es martes, no jueves, se nota que andas en las nubes.

Mara Teresa y Blogueros, nos vemos en el prximo Blog

. ***saludos***


 Enviado por Hormiga Atómica - 14-junio-2010 a las 17:05 Enviar mail al autor

 

Tercera parte.

Amiga Mujer Maravilla, al leerte ayer en el Blog de Ricardito Alamn, record que haba ledo algo de la Malinche en Wikipedia:
. . Bernal Daz del Castillo, en su Historia verdadera..., encomia repetidamente su compromiso con los conquistadores y su valor en la batalla. Recuerda tambin la alegra de los espaoles cuando supieron que Marina haba sobrevivido a la Noche Triste . .
Aqu la pgina:
http://es.wikipedia.org/wiki/La_Malinche

Amiga, en tu ltima participacin del jueves 10 de junio, en el Blog de Ricardito, a las 11:10, despus de haber terminado de escribir la ltima frase del cuento, debiste haber escrito aqu la liga, escribindola con punto y aparte, y no con punto y seguido como escribiste. Cualquiera al leerte y que no supiera abreviacin de link, pensara que estaras invitando a Ricardito a una fiesta de un cerdo. Dices tambin: . . Mi amiga la Hormiguita, me pidi de favor, que en este espacio, notificara que no pudo participar el jueves pasado . . Es martes, no jueves, se nota que andas en las nubes.

Mara Teresa y Blogueros, nos vemos en el prximo Blog

. ***saludos***


 Enviado por Hormiga Atómica - 14-junio-2010 a las 17:03 Enviar mail al autor

 

Tercera parte.

Muy atenta lea algo que el maestro Andrs Henestrosa escribi de Mara Izquierdo (en el prximo Blog transcribo, es algo breve). Record al maestro Andrs, quien tuve el enorme privilegio de tratarlo y conocerlo. Un ao antes de que muriera el Maestro Andrs fui a visitarlo a su casa y me coment varias ancdotas, una muy interesante de la pobreza que vivi cuando lleg a la Ciudad de Mxico, de quienes y como lo ayudaron, impresionante como platicaba el Maestro Andrs a sus 100 aos y la memoria tan prodigiosa que tena para recordar cada detalle. Tambin me coment una ancdota Mara Antonieta Rivas Mercado (la novia de Vasconcelos), a partir de esa platica del Maestro Andrs descubr que es muy importante tener buen paladar.

Aqu las ligas de Andrs Henestrosa y mara Antonieta Rivas:
http://es.wikipedia.org/wiki/Antonieta_Rivas_Mercado
http://es.wikipedia.org/wiki/Andr%C3%A9s_Henestrosa

Algo muy hermoso que recuerdo del Maestro Andrs Henestrosa, me dijo que admiraba mi forma de expresarme, yo a l admir y respet mucho, pero sobre todo aprend.

Sigue . .


 Enviado por Hormiga Atómica - 14-junio-2010 a las 17:02 Enviar mail al autor

 

Segunda parte.

Ayer un rato en la tardecita me met a la web a ver si encontraba algo de la nana de Diego Rivera, y slo encontr esto:
. . La otra madre de Diego era Antonia, su nana India. Diego tena muy mala salud de nio as que sus padres decidieron mandarlo a vivir a las montaas con Antonia. Diego tena muy buenas memorias de ella y del tiempo que pas en el campo. Antonia fue una gran inspiracin para sus pinturas y para el amor que le tena a la cultura indgena . .

Aqu la liga, donde cita lo antes expuesto:
http://www.artistas-americanos.com/latinos/biography/riverabioes.html

Aqu liga de Juan OGorman:
http://es.wikipedia.org/wiki/Juan_O'Gorman

Mara Teresa, sabemos que Diego estudi en Mxico y Europa, que tanto en Mxico como en Europa conoci varios movimientos pictricos, sin embargo coincido con el ensayista, quien dijera que el amor a lo indgena, le vena del amor a su nana, por tal motivo creo, el icono de lo indgena, sell como ningn otro icono su obra pictrica.

Buscando y arreglando libritos de esa coleccin de artistas, anoche estuve leyendo antes de dormir, el ensayo de Mara Izquierdo, no saba que Rufino Tamayo y ella rentaron un taller, al maestro Rufino Tamayo lo conoci en la Escuela de Nacional de Artes Plsticas. Influy en la obra de Mara Izquierdo las crticas favorables que le hiciera Diego Rivera, quien fue nombrado por ese entonces, director de la carrera de pintura de la Escuela. Dos de los grandes maestros de Mara Izquierdo fueron Germn Gedovius (formador de toda una generacin de pintores noveles) y el clebre conocedor de arte colonial Manuel Toussaint.

Sigue . .


 Enviado por Hormiga Atómica - 14-junio-2010 a las 16:59 Enviar mail al autor

 

Hola a todos.

Primera parte.

Mara Teresa, anoche aproximadamente como a la una de la maana entr a inter para revisar si estaba tu Blog y nada.

Hace unos minutos acabo de entrar y veo que est tu Blog, por tanto heme aqu.
Aquaman, me haba pedido en el Blog de Manuelito Lpez, el 2 de junio a las 18:30, lo siguiente:
. . La Hormiga Atmica nos puede platicar brevemente porque Diego Rivera tom como icono estirpe indgena . .

Qu crees Mara Teresa, desde hace quince das, he estado buscando un librito de la coleccin forjadores de Mxico, uno de esos muchos libritos habla de Diego Rivera, se habla hermosamente de la infancia de Diego Rivera. Hace aos le con mucha curiosidad ese ensayo, tambin llam mi atencin el ensayo de Juan OGorman, ambos libritos los dej juntos, sucede que no encuentro el de Diego Rivera, el de Juan OGorman si est, me cans de buscarlo y no lo encuentro. Quise hallarlo para hacer referencia precisa del porque el autor del mismo crea que la nana de Diego Rivera haba influido en su pintura.

Tengo dos biografas ms de Diego Rivera, pero ninguna da seales de la nana.
Recuerdo que Diego estuvo a cargo de su nana desde muy pequeo, que ella era una indgena del norte de la Repblica, quien se lo llev a vivir a la sierra, lo cuido como a un hijo, dio mucho cario, sobre todo libertad, lo dejaba correr por los bosques, jugaba con l, etc., con ella empez a pintar y escribir. Algo que me llam la atencin de la descripcin que haca el autor del ensayo de la nana, era que el caminar de la nana, era muy digno, altivo y erguido, tena recia personalidad.

Sigue . .


 Enviado por Hormiga Atómica - 14-junio-2010 a las 16:56 Enviar mail al autor

 

Anoche me so, pero no en un tejado, ms bien en una terraza. Sentado en un equipal, con una cobija contemplando la copiosa lluvia, viendo el campo lejano, distorsionado por la cantidad de agua que caa del cielo, en un fondo gris, oscuro, que devoraba montaas y campos desolados. No s si he tomado el tejado, o estoy en el fondo de una fisura, pero desde aqu contemplo la majestuosidad de la tierra, la inmensidad de la vida.

 Enviado por KBK69 - 14-junio-2010 a las 15:22 Enviar mail al autor

 

No puede ser. No quiero ni pensarlo. Me perd de los abrazos, de los besos, los apapachos, el tequila y la alegra del reencuentro... Qu mal que a m no me telefonearon, jaj... Saba que sucedera. Tarde que temprano sucedera. Hermosa la toma de los tejados... La lluvia ha comenzado a caer en las azoteas. Sueo con cultivar mi jardn. Lo deseo tanto. Y ella camina a mi lado. Me ayuda a podar las plantas. Cortamos ciruelos para hacer mermelada... Un acontecimiento prepara para otro en la vida... Ahora s, que por fin, la he encontrado... Ayy, no sabes qu felicidad es volverte a leer y ver en el tranva. Te extra un montn. Saludos a los tranviarios.

 Enviado por SUZANNE - 14-junio-2010 a las 15:13 Enviar mail al autor

 

Ma. Teresa: Me cae muy bien el fantasma chiboludo y rijoso, entre t y l, francamente no hay manera de decir que no me entero. S, me parece que analizar actos a partir de la envidia o rivalidad es bien complejo, porque es cierto que son un par terrible, tiran la piedra y esconden la mano, es decir que para cuando el acto o la palabra se han realizado, ellas ya se esfumaron de lo consciente casi siempre, atraparlas in fraganti es un ejercicio de marcaje personal que tenemos que hacerles, no tanto para detectarlas en los otros, sino en nosotros mismos. Nombrarlas. Te mando un gran abrazo y a los compaeros del tranva tambin.

 Enviado por lunaria - 14-junio-2010 a las 11:33 Enviar mail al autor

 

Mara Teresa y compaeros de viaje, espero que tengan un buen Junio, lleno de azoteas o tejados


MT, no he comentado nada en los tranvas anteriores, creo que el pasado tranva fue un hermoso homenaje a un amigo que partipienso que cuando parte un amigo o un ser querido lo importante siempre ha sido festejar la vida, la vida de esa persona. Lo que nos dejmucho ms all del dolor que nos causa la partida.


El tranva anterior me causa el mismo ruido que esteno se qu parte del Tranva contestar, si al fantasmaese que te tiene pensando en las etiquetas, en ponernos msica, regar tus buganvilias, o a los espacios que creamos nosotros, difcil en verdad ocuparme de varios temas a las vez.

Creo que si, qu extrao tus letras lilasno para mi solamente, sino para los compaeros de viajeme subo hoy, porqu te lo quera decir, quera decirteque tu espacio era especial para todos, por el tiempo dedicado a cada pasajero.creo que el experimento de hablarnos entre nosotros no ha funcionado, Qu barrera existe? No lo secreo que son pocos los que nos atrevemos a hablar a con el compaero de viaje Cmo tener tu tacto? Cmo tomar de la mano a otra persona, que no quiere mi mano, que lo que quiere es saber que tu se la brindas?

Seguir leyendo.y de vez en cuando subir al Tranva para saludarpara decir algo que tenga que decir, o mi cabeza me de para ubicarme en los varios temas del tranva

Un abrazo a todos, a cada uno de ustedes que hacen este espacio maravilloso, y en especial a ti Mara Teresa.

Hoy le en una columnalo que yo deseo es subirme a una azotea comunal, abrir una gandula de loneta, de esas de tijera, y sentarme junto a una amistad. Y contarnos ya no estamos para bailables, durante horas, tangos, boleros, rancheras, baladas, coplas, chachachs, rocanroles, swings, y lo que haga falta: pero sin endilgarnos milongas ni atender a los aullidos de sirena.


RESPUESTA DEL AUTOR: Mi querida Menos: creo que el tranvía anterior, si acaso toca (para quien toque) , si nos interesa, (para quien le interese) podría ser algo más que el homenaje a un amigo (bastante más por as guías de análisis que la obra de Bolívar podría significar)pero creo también que si una crea un espacio, también es para tener la libertad de despedir a un amigo. Nadie escribe para alienarse en demandas que pueden llegar a ser imposibles de satisfacer (no me refiero a ti en lo personal...pero al lado de este blog...también está lo que sucede/ha sucedido en mi dirección de internet) Nadie escribe para alienarse. Tú no lo harías. Yo tampoco. L escritura es, como la vida, un ejercicio de libertad respetuosa. Cada quien "del lado de allá" (como diría Cortázar) contesta, si quiere contestar, Lee si quiereleer es una libertad intrínseca a la participación o no en un blog...el texto allí está e implica un esfuerzo emocional e intelectual...nadie está obligado a coincidir...pero el texto está...alguien hizo ese esfuerzo...¿tiene algún valor o no? eso lo decide de manera muy personal cada lector...pero ante tu libertad de estar o no estar, videntísimamente inalienable ´¿cuál es la mía? ¿Qué barrera existe?dices, para mí esa sería una pregunta importante...acompañarnos, sí, sin duda alguna, me parece una de las actitudes más importantes en la vida...si acompañarnos se convierte en lastimadura, en exigencia, en condicionamiento, en laberinto de espejos... No le entro, porque es la antítesis de lo que busco en la vida. Si somos pares creando un universo en comun !venga! Siempre me ha dado mucho placer leerte, me lo da y me lo dará...cuando libremente coincidamos...es un gusto descubrir tu sensibilidad y tu inteligencia, tus nichos y tu blog...no tengo condiciones hacia ti...nada más pido lo mismo...¿Por qué están allí Nureyev o Baryshnikov? porque me parecen una fiesta estética...


 Enviado por Menospausas - 14-junio-2010 a las 08:27 Enviar mail al autor

 

Me top con esta curiosidad.
La meloda es un bolerazo (de mis favoritos) y la interpretacin es, por decir algo, diferente e inquietante.
La comparto: Vete de mi, cantada por Bola de Nieve.
O si prefieren, aqu la versin de Caetano Veloso.

 Enviado por Lennon - 14-junio-2010 a las 03:41 Enviar mail al autor

 

sigue...
Empec diciendo que no proponas una apelacin a la mediocridad. Es decir, a ese fondo del discurso simpln y cursi mediante el cual se nos pide, un da s y otro tambin, mediante cadenas de e-mails, que seamos buenos-buenos, amigos-amigos, comprensivos-comprensivos, que olvidemos rencores, agravios y barbaridades, que dejemos pasar... y hacer, lo que se les pegue la gana a quienes, incluso por tradicin, estn acostumbrados a tomar provecho de todo.
Entiendo tu preocupacin y la comparto. Pero corremos el riesgo de no observar la frgil y mvil frontera entre el humanismo y la evasin, y por lo tanto de terminar todos envindonos ositos de peluche, con cartitas cursis conteniendo llamados a agarranos de las manos para ir todos juntos al paraiso de la amistad... mientras en la vida real nos saquean, violentan nuestros derechos o socavan nuestras libertades.
Pero creo que en un principio inventar los tejados de nuestros deseos pasa por analizar un punto oscuro dices en tu brillante post.
Casi pude leer, a continuacin, que ese punto oscuro (para seguir con la metfora arquitectnica) estara ubicado en nuestros stanos.
Tejados y azoteas...
Hay que vigilar las escaleras. Sobre todo para asegurarnos que estn ah...

RESPUESTA DEL AUTOR: Lennon: tu carta es para mí profundamente enriquecedora...el humanismo no es la evasión, (quisiera pensar) pero sí el análisis indispensable de lo personal. No se trata de mirarse el ombligo mientas como tú dices, los saqueos suceden...se trata de analizar-nos ¿que puedo hacer desde mí para cambiar esta realidad? La realidad no cambia si no cambia cada una/o de las personas que la construyen o la padecen. No puedo hablar de los abusos de poder en lo público, si los reproduzco cotidianamente en lo privado. No puedo pensar que estoy construyendo un cambio, si lo que me ofrecen (y tomo) es el pivote de la olla exprés tan conveniente para algunos, me deshahogo agrediéndote (por ejemplo) ¿algo habrá cambiado después? Sí Lennon...vamos por nuestros sótanos...mi hijo me trajo un libro de la librería de viejo,de Joseph Steiner "Treblinka", el prefacio de Simone de Beauvoir analiza, a través de una teoría de Sartre,el fenómeno (que él llama) de "erialización"...ejemplo extremo: ¿por qué el exterminio fue posible? lo que ya sabes...los dividieron, los estratificaron, los confrontaron algo así como: "si sigues las reglas del poder...los otros se hunden, pero quizá tú te salvas..."...¿de veras? ...(el libro es también, una reivindicación de la resistencia en los ghetos) (la palabra es "serialización") lo que a veces nos es difícil aprehender, es que el resentimiento esteril y la discriminación...en lo íntimo como en lo privado...es sumarse a las reglas del poder....confiando en que nos liberamosa de él....(me prometieron el debate Monsi, Paz...pero si lo tienes estaría genial)


 Enviado por Lennon - 14-junio-2010 a las 03:34 Enviar mail al autor

 

Mara Teresa:
No es la tuya una invitacin a la mediocridad.
Un amigo deca que la mediocridad es el arte de no tener enemigos.
En algn momento, las rispideces que derivan de las relaciones sociales (econmicas, culturales, polticas, ideolgicas) son inevitables. Tendran que ser pasajeras y dar paso a las posibilidades de acuerdos.
Pero es imposible este modelo ideal en un contexto de tan grandes diferencias (de todo tipo).
Y esas diferencias se expresan con frecuencia a travs de confrontaciones y una retrica excluyente, como la que caracteriz en alguna ocasin Carlos Monsivis respecto de Octavio Paz, en aquel memorable debate pblico de finales de los setenta o principios de los ochenta.
Monsivis dijo que Paz construa una caricatura de su interlocutor y despus discuta con la caricatura.
Hoy, particularmente a raz de la controvertida eleccin del 2006, Mxico vive entre constructores de caricaturas... discutiendo entre s.
Los odios ideolgicos han alcanzado rango de naturalidad junto con los raciales, sociales y de preferencias sexuales. Avanzan sobre un terreno abonado por la desigualdad social que, en trminos generales, tambin expresa una distribucin equvoca de la esttica (quin define lo bonito?... los bonitos) por cuestiones de origen racial, pero tambin de opciones quirrgicas, de atuendos y y arificios.
sigue...

 Enviado por Lennon - 14-junio-2010 a las 03:25 Enviar mail al autor

 
 
Acerca del autor
 
María Teresa Priego

Tabasqueña. Feminista (tendencia retro) Estudió Letras en la Universidad de Monterrey. Diplomado en Historia del Arte en Roma. Maestría en Estudios de lo femenino en París VIII. Vivió en Suiza y en Estados Unidos.

Integrante del Comité Editorial de Debate Feminista. Fundadora del Instituto de Liderazgo para Mujeres Simone de Beauvoir. Traductora. Divanera compulsiva. Aprendiz de psicoanálisis. Fóbica del avión. Los elevadores y la vida social intensa. Es muy feliz en las bañeras, los mares, los ríos, las lagunas y la lluvia. La existencia de Plutón, es su más rotunda certeza científica.

Autora del libro de cuentos “Tiempos oscuros”. Cuentos en antologías de Cal y Arena. Planeta y en Debate Feminista.

Ha colaborado en distintos periódicos y revistas, desde hace cuatro años es articulista en la sección de Opinión de EL UNIVERSAL.


Entradas anteriores
 
Farewell Bolívar Echeverría
 
Modelos para desarmar
 
Tomemos los tejados
 
Una página casi en blanco
 

Calendario de búsqueda